8 febrero, 2021

Ya estamos en febrero…y como todos los febreros, en el YTQ, aprovechamos para hablar del amooor, con la excusa del dichoso 14F-San Valentín [¡Ya sabes de otros post: que no se conviertan en San Violentín (abajo los mitos de amor romántico chungos) ni en San Consumín (abajo amores comerciales y consumistas)].

También hemos contado algún año que resulta que en la mayoría de países de Latinoamérica el 14F es también el Día de la Amistad y por eso queremos aprovechar y hablar del amor amigo, del amor compañero…Ya, ya, que nos han enseñado que no hay nadita peor que te digan eso de “te quiero, pero como amig@”, así que hoy vamos a hablar del AMOR A LO GRANDE, AMOR COLECTIVO.

Las personas estamos rodeadas de afectos en nuestra vida, pero si no tenemos pareja se dice que “estamos solas”… ¡Pues no! el amor es muuucho más. Está dentro de ti, en tu familia, tus colegas, tu perro o loro (o la mascota que tengas), en tus aficiones, en la naturaleza, en el arte… en, en..  ¿se te ocurren más?

Así, en plan muy coaching: el amor es una energía con la que nos relacionamos con el mundo, que nos conecta, nos ayuda a ser mejores. Y todo el mundo buscamos querernos más y mejor ¿no?

¿Y qué necesitamos para eso? Pues allá va una lista:

Ensanchar el concepto restringido de “amor”.

-Expandir el amor en forma de redes de afecto.

– Construir romanticismos más diversos e igualitarios.

– Multiplicar la gente a la que queremos.

– Ir más allá del amor de pareja.

– Crear redes de empatía, ayuda mutua y solidaridad.

– Sacar el amor a la calle, al insti, al trabajo, al estadio de fútbol…

-Dar más espacio al amor en nuestras vidas.

– Hacer que quepan tod@s, crear redes afectivas en las que podamos querernos bien ¡y mucho!

Dice Coral Herrera Gómez que “frente al paraíso romántico individual que nos promete el amor eterno, podemos alcanzar la utopía colectiva amorosa, aquella en la que todos nos salvamos creando redes de cooperación y ayuda mutua. El capitalismo nos quiere aislados, de dos en dos, en niditos de amor en los que permanecemos muy ocupados”.

Suena bien esto de la utopía colectiva amorosa ¿verdad? Piénsalo, no mola empezar a darle mucho más valor al  amor compañero, ese que se expande y se multiplica…y va más allá del “como amig@s”… ese el amor amigo que te acompaña, cuida, ¡te hace feliz!

Porque es  libre, no parte del interés o la necesidad. Se siente, te hace vibrar y crecer. Te hace reír, no sufrir. Se siente y se demuestra. Busca la felicidad propia y la de otras personas. Está libre de posesividad, celos, obsesiones. Es espacio común y es espacio propio-individual. Lleno de respeto, ternura, generosidad y buen trato. Es equilibrio entre dar y recibir. Es confianza, comunicación y consenso.

¿Te imaginas un amor con todito el pack del párrafo anterior?

Pues eso es lo que nos gustaría transmitir este febrero-mesdelamor del 2021. Justo en un periodo en el que todo el mundo estamos con mucha necesidad de PARACETAMOR (500 gr de abrazos comprimidos) para el alivio sintomático de falta de achuchones , contacto físico o sensación de ausencia prolongada…¡y por vía corporal!

Pues nos gustaría recetar  ese AMOR A LO GRANDE, ese amor colectivo y compañero en el que…

  • Se hace el “humor” todos los días.
  • Donde el amor vale la alegría, no la pena.
  • Donde Quien bien te quiere te hace reír… no sufrir.
  • En el que Ya vienes “feliz de casa”… no condicionas tu felicidad a tu pareja.
  • Y en el que No eres el amor de “su vida” ¡porque ya lo eres de la tuya!

 ¿Y TÚ QUÉ… te das al AMOR COMPAÑERO?

Compartir en...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Leave a Reply